sábado, 5 de noviembre de 2011

Berza Gallega

Uno de los cultivos recurrentes en cualquier huerto en invierno son las berzas, con ellas supliremos la ausencia de otras hortalizas que no aguantan las heladas y las bajas temperaturas, así como multitud de plagas. Son unas plantas fuertes.

La que hemos sembrado es la denominada berza gallega. Con ella se pueden preparar multitud de platos de verdura cocida con patatas y carne de cerdo, aunque el plato estrella es el caldo gallego.

Tiene la ventaja de que se pueden ir recolectando sus hojas sin necesidad de cortar la planta. El tallo irá creciendo poco a poco y nosotros nos iremos aprovisionando de los nuevos brotes que vayan saliendo.

No debemos confundirla con las nabizas o con los grelos que son los tallos y hojas del nabo y que también se emplean en los mismos platos.

Esta vez en vez de hacer un semillero (lo hice aprisa) las he sembrado directamente en las macetas una vez limpié y aboné la tierra, y han nacido muchas por lo que hemos tenido que hacer un aclareo y "replantar" las plantas ya que han desarrollado un larga raíz aérea que es necesario enterrar para que la planta crezca con fuerza. Conviene plantar una sóla por maceta ya que tiene una raíz tuberculosa muy profunda.

Os dejo unas fotos de estas primeras plántulas y del aclareo que he realizado.

 


1 comentario:

  1. Hola, yo sembre y las plantulas están asi como esas para luego plantarlas en tierra es muy sabroza su hoja, y recien me entero que es grande la planta y dura bastante.

    ResponderEliminar